Más datos

Se trata del único paño que queda del zócalo original mudéjar. El resto se renovó a principios del siglo XX.